La economía villaclareña sigue en slump

Los principales jugadores de la economía villaclareña, siguen sin batear a la hora buena. Caricatura Pedro Méndez.

Por Yandrey Lay Fabregat.— Lo que al principio parecía falta de calentamiento ha pasado a ser un problema serio, pues a la altura del segundo inning el juego se ha convertido en bailable y en febrero Villa Clara perdía su batalla contra la economía por marcador de supernocao: 20 millones de pesos por debajo de lo esperado.

Que nadie diga ahora: «Eso es una bicoca, eso lo resolvemos con dos o tres empujones de los azucareros». No, porque además de las pifias a la defensa y el mal pitcheo que nos mataron en la entrada pasada, nuestros mejores bateadores, los hombres clave del equipo, siguen sin producir lo que se espera de ellos, y hablo de esos mismos muchachos del azúcar que siempre daban el «palo a la hora buena», los guajiros de la agricultura, la industria básica y el gobierno. En el último corte también se cayó el transporte y, por lo que veo, después que termine este juego mucha gente va a tener que regresar a pie para su casa.
En los municipios continúa la misma película de terror que vimos en el primer inning, con el quinteto de Sagua, Remedios, Encrucijada, Ranchuelo y Santa Clara embarcados por la cantidad de corredores que sus empresas dejan en base. A estos dos últimos territorios, sobre todo a la cabecera provincial, habrá que recetarles jarabe de Vimang a ver si recuperan las fuerzas y levantan el potencial ofensivo, aunque sea para el tercio final del campeonato, porque parece que en sus predios el incumplimiento se ha convertido en regla y no en excepción.

¿Por qué se nos agrió el juego?

A poco de comenzar, el partido se ha convertido en dolor de cabeza para muchos. Hay quien lo achaca a que no llegó el dulce para elaborar la merienda de los jugadores y a que los principales bateadores del equipo provincial se encuentran en slump psicológico. Se ha registrado un average crítico para Sagua, Ranchuelo y Santo Domingo, donde los centrales no solo incumplen el plan de azúcar, sino que tampoco han podido impulsar la entrega de alimentos ni la producción de derivados.

Parece que este será un año caluroso para el público asistente a este juego, pues no hay almíbar para hacer mejunje y el MINAL sigue con incumplimientos en la elaboración de cerveza, a lo que se suman problemas en las cifras planificadas de refrescos y leche en polvo.

La provincia se pasó en más de 2 mil MWh del plan de consumo eléctrico, con la curiosidad —apúntela, Osvaldo Rojas Garay— de que todos los municipios que comienzan con C (Ca­ma­juaní, Corralillo, Cifuentes y Cai­barién), a los cuales se suma Remedios, dieron positivo en este chequeo antidoping, lo que no asombra a nadie porque ya desde el primer inning su respiración agitada en el tema energético no presagiaba buenos resultados para el corte de febrero.

Con respecto a las indisciplinas, se sabe que al finalizar la segunda entrada y debido a ciertas protestas que ya se han hecho públicas, la máxima dirección del equipo Villa Clara dijo a los jugadores que debían preocuparse menos por lo que dicen de ellos los narradores de pelota, y más por mejorar su actuación sobre el terreno.

Sin embargo, hasta ahora son muy favorables las estadísticas en la sustitución de importaciones, con un señalamiento crítico a los agricultores porque no pudieron llegar a la cifra pactada en los frijoles, que, como sabemos, hoy son más importantes que los cañones.

En el apartado de la circulación mercantil minorista se cerró con un magnífico promedio de embasados, y la provincia fue una de las dos en el país que cumplieron con el plan de venta de materiales de la construcción, muestra del gran potencial de nuestro equipo y de las reservas que quedan sin poner en juego.

El cuartico, ¿sigue igualito?

Sí, el cuartico de Vivienda sigue igual y con peligro de derrumbe. Uno de los principales organismos comprometidos con el plan, el GECONS (Grupo Empresarial de la Construcción), solo ha entregado una casa, de las 381 que debe terminar para el fin del juego. La agricultura también concluyó una, con la salvedad de que su meta asciende a 110. A este paso necesitarán 63 y 18 años, respectivamente, para darle la vuelta al cuadro, lo cual, si no constituye récord, es un buen average.

En este sector el bailable ya resulta franco relajo y la jerga beisbolera, con todos sus diversos calificativos irónicos, no basta para abarcar la magnitud del problema. En municipios como Caibarién, con 17 construcciones terminadas, de las 238 que deben concluir, hay un deficiente trabajo en el otorgamiento de subsidios y se han detectado casos de mala preparación técnica en las inversiones.

Santa Clara también muestra un bajo promedio de terminación de casas: solo una de las 434 comprometidas para el año. Además, faltan por legalizar muchas de las viviendas construidas en años anteriores y tienen 498 casos de morosidad en el pago de estas. Vaya, que si estos números fueran positivos, serían los líderes de bateo en la LI Serie Nacional.

Los manicaragüenses no se quedan atrás en este rosario de calamidades y pifias a la defensa. De acuerdo con la velocidad actual, necesitarían 18 años para concluir el plan de construcciones del 2012. A esta altura del juego aún les faltan contratos con el MINAGRI y Recursos Hidráulicos, en el primer caso para iniciar la construcción, y en el segundo, para darles fin a estas en el tema del abasto de agua. Eso, sin contar la cantidad de edificios donde no se han elegido las juntas ni han abierto cuentas bancarias para el proceso de mantenimiento, y los más de 200 morosos en el pago de los inmuebles.

Al parecer, tanto en este caso como en el sector productivo cayeron en saco roto las alertas hechas al concluir el primer inning. De cualquier manera, todos sabemos que nuestros muchachos, ahora de alas caídas, heredaron la garra de los Azucareros, y no sería sorprendente que a la mitad del juego pudieran dar una vuelta al marcador y meternos de nuevo en la lucha por el campeonato.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s