Archivo de la etiqueta: iglesia

PREMIO DE RESTAURACIÓN PARA IGLESIA VILLACLAREÑA

Fachada de la iglesia Santa María Magdalena, de Cifuentes.Después de dos décadas en ruinas, concluyeron la labores reconstructivas en la iglesia Santa María Magdalena, de Cifuentes. Según el diagnóstico técnico inicial el inmueble era insalvable, sin embargo en estos días se le ha concedido el Premio de Restauración Villa Clara 2009, distinción que entrega el Centro de Patrimonio Cultural y la Oficina de Monumentos en la central provincia cubana.

La iglesia, situada a unos 30 kilómetros al norte de la ciudad de Santa Clara, se erigió en 1856, fecha en que sustituyó a un antiguo templo edificado en 1817 con elementos de tabla de palma y guano en la hacienda La Magdalena. Allí se celebró la primera misa en una jurisdicción eclesiástica que abarcó las localidades cercanas de Calabazar de Sagua, Encrucijada, Malezas, Santo Domingo y San Diego del Valle.

Las labores constructivas (proyecto, inversionista y ejecutor) respondieron a la asesoría del Obispado de Santa Clara, y en el empeño contaron con la colaboración de especialistas del Centro Provincial de Patrimonio Cultural, institución que, además, concedió los premios y menciones en Conservación a edificios que resguardan la particularidad arquitectónica de fachadas, portales e interiores de edificaciones o espacios abiertos.

El narrador e investigador Luis Pérez Pérez, refirió al periodista Luis Machado Ordetx las características de la iglesia Santa María Magdalena, enclavada frente al Paseo Martí, en la carretera que va de Santa Clara a Sagua la Grande:

Sigue leyendo

EL PADRE OLALLO SERÁ BEATIFICADO EN CUBA

Fray José Olallo Valdés, conocido popularmente como Padre Olallo, será beatificado en Cuba.En un acontecimiento sin precedentes en la historia, el 29 de noviembre será beatificado en Cuba fray José Olallo Valdés, religioso de la Orden de los Hermanos de San Juan de Dios, héroe de la caridad, informa hoy la revista digital IBL News.

Su legado espiritual es destacado por la publicación en una entrevista al padre Félix Lizaso OH, postulador de su causa de beatificación.

—Ante todo, díganos: ¿quién era José Olallo Valdés y qué significa para los miembros de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios en especial, y para los demás fieles en general?

—Padre Lizaso: El hermano Olallo Valdés era un religioso de San Juan de Dios, y apenas se sabía de su existencia, pues fue el último superviviente en Cuba cuando las leyes del gobierno de España suprimió las Ordenes religiosas en España y América Latina, por los años 1835. La referencia de su existencia sólo aparecía en algunos Anales de la Orden, y poco más.

Sigue leyendo

EVOCACIÓN AL CHE

Monseñor Carlos Manuel de Céspedes.Breve aproximación personal al Che Guevara

Por Monseñor Carlos Manuel de Céspedes García-Menocal*


Era costumbre del Papa Juan Pablo II viajar acompañado por periodistas que, luego, reportarían el viaje. Durante el vuelo, en algún momento, el Papa pasaba a la cabina ocupada por los periodistas y hablaba un rato con ellos. Le preguntaban habitualmente no solo sobre ese viaje, sino también sobre casi todo lo humano y lo divino que les interesase en ese momento. En la anécdota que voy a referir, se trataba de un viaje a África —Juan Pablo II realizó varios a ese continente—, hacia finales de la década de los ochenta o a inicios de la de los noventa. Ya en esos años se especulaba acerca de una posible visita de Juan Pablo II a Cuba. Se vino a concretar en enero de 1998. En algún periódico o revista de entonces, leí lo siguiente que, ahora, trato de reconstruir, fiado a mi memoria.

En la cabina aérea se había hablado ya de la descolonización de los países africanos, relativamente reciente entonces. Si se tocaba ese tema, resultaba casi ineludible referirse, de algún modo, a Cuba y al Che, uno de los protagonistas de ese proceso. La pregunta fue directa: «¿Qué opina Su Santidad sobre el Che?». Según el artículo que entonces leí, el Papa habría guardado un silencio reflexivo durante algunos instantes. Lo rompió diciendo, con sencillez iluminadora: «No lo conozco a fondo, pero sé que se preocupó por los pobres. Consecuentemente, merece mi respeto». Me doy cuenta de que el juicio de Juan Pablo II me condujo a una aproximación más justa acerca del Che. A la hora de juzgar los hechos de una persona, no deberíamos eludir las motivaciones que tuvo para realizarlos, para asumir una actitud ante la vida. El Che no es una excepción. Una cosa son los excesos que podría haber cometido en el marco de esa «preocupación», y otra, de muy diverso carácter, las que cometen hombres y grupos por las sinrazones del egoísmo y la ambición desmesurada.


Sigue leyendo